A mis lectores

Cabe la posibilidad esa de que lo no conocido sea mejor pero también está aquello de virgencita que me quede como estoy. Ya tuve una experiencia de blog masivo, de esos de muchas respuestas, de polémica y guerra dialéctica, de insultos y cartucho que no te escucho y, la verdad, no me gustó nada de nada. Por un momento incluso llegué a pensar que este rincón se me había ido de las manos, pero afortunadamente las cosas se tranquilizaron y en cuanto empezamos a hablar de cosas sin morbo ni chicha, nos volvimos a quedar tranquilos/as.
En cualquier caso el personal se me ha asustado y eso me da pena. Desde la experiencia aquella los/as lectores/as de siempre, los/as incondicionales, hacéis vuestros comentarios a través de Facebook o incluso con mails privados. Por un lado lo siento porque me doy cuenta de que el blog ha perdido una parte muy bonita, la de la participación interactiva. Por otro lado me gusta respetar vuestra postura y valoro igualmente la compañía que me hacéis desde la distancia, protegidos por el anonimato y el bis a bis.
Además cuento con dos ayudas que hacen que pueda conservar la armonía en este lugar de la red: el bendito control de entradas (y viva la censura) y el contador de visitas que me dice hasta lo que habéis desayunado la mañana antes de visitar mi blog. No hay secretos para Histats. Así supe que hay alguien, en una ciudad de EEUU llamada Montain View, que me es más fiel que una novia antigua; que el gran Alberto me sigue queriendo a pesar de todo; que en Italia no me han olvidado aunque no visito, la que es mi segunda casa, desde hace cerca de 4 años; que Susana Moo y yo compartimos lectores y que nuestros blogs conviven, en una especia de cama redonda latinoamericana, con blogs de Argentina y México y que Montse, una de las mujeres con más coraje que he tenido el placer de leer, ha enriquecido enormemente en cantidad y calidad las visitas de este blog y ya son muchas las prostitutas que, gracias a su espacio, leen A través del espejo de Alicia. Así las visitas de mis suegros y mis familiares de valencia coinciden con las de THC y aquí no pasa nada. Es todo cuanto menos curioso, ver que en el mismo día comenta un señor con la minga al aire, me leen de la iglesia evangélica de Cuenca, entra un travesti de Seattle, mis compañeros de la Sinfónica de Pésaro hacen un descanso de sus 6 horas diarias de estudio abnegado de violín para visitarme y se cruzan sin saberlo con las escorts catalanas (que bellas son, me encantan sus fotos).

Supongo que este es mi mundo, una especie de gazpacho ideológico incomprensible para algunos. No me extraña que me pongan a parir por ahí, sé que no es fácil de entender todo este galimatías. Y es que hay también enlaces chungos, como aquel en el que se leía anti catalanismo en la red y cuando pinchabas aparecía esta web. Tela marinera. Lo que hay que leer. Pero en fin cada uno es cada uno y yo prefiero quedarme con vosotros/as que sois poquitos/as pero de mucha calidad humana y bloguera.

Gracias, gracias, gracias, este blog no sería nada sin vosotros/as.

P.D. : Pax, si no te he nombrado es porque no hace falta ¿No sabes ya que eres el único y verdadero protagonista de mi blog y de mi corazón?
Anuncios

11 thoughts on “A mis lectores

  1. Creo, que le das demasiada importancia a la experiencia esa. Es agua pasada.

    … Y, ahora que recuerdo, el primer comentario que te hice fue vía Facebook. Y, es obvio, por su antiguedad, que no se debe a temor alguno ante lo que solo fue una batalla en un vaso de agua.

    …Puedo estar equivocado por supuesto, pero sospecho que la causa de lo que cuentas es otra.

    …Un comentario no publico es más personal. Menos frío. Más “normal”.

  2. Hola Manuel, en realidad es agua pasada porque he puesto el filtro de entradas, basta visitar otros blogs para ver que siguen dando leña. Pesaitos. Y muy ofensivos, los comentarios van de machistas a tremendamente insultantes. Pero en fin, aquí estamos a salvo.

    Estoy de acuerdo contigo en que algunas personas prefieren los mensajes privados porque son más íntimos pero, creeme, no todas.

    Un abrazo.

  3. Jo quilla, si llego a saber que tus señores suegros andan por aquí, no sé yo. Y esos familiares tuyos de Valencia, tendrán amplitud de criterios,por lo menos ¿no? 🙂 Bueno, es que soy un exhibicionista un poco vergonzoso.

Si vas a comentar debes saber que: si eres hombre tendrás menos posibilidades de que te lo publique y que si me insultas o hablas con tono paternalista o faltón no tendrás ninguna. No acepto opiniones, ni consejos, soy así de chula. Adiós.

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s